Entradas

Lo digo siempre. Hay pocos días que me guste celebrar, pero este día tiene “un color especial”. Hemos creado, hemos escrito, hemos QRdificado y, por supuesto, hemos leído. Dejo a continuación un pase de imágenes que resume (mucho, la verdad) lo que ha sido la esencia del día y también los haikus creados por los alumnos para el concurso QR literario (al final salió mejor de lo que esperaba).

Bases e instrucciones del concurso
En todos los ámbitos de la vida existen las modas y en educación también, es evidente. Y hay que reconocer que los códigos QR están de moda, o han estado de moda, que ya no lo sé con exactitud, puesto que siempre he ido en el vagón de cola de muchas novedades tecnológicas. A mí nunca me han gustado las modas, no me ha gustado seguir la tendencia por imposición pero, como con todo, hay modas que traen consigo aspectos que se pueden aprovechar y que cada uno puede adaptar a sus propias necesidades. Si hay alguna moda que te aporta positivamente, pues bienvenida sea. Y eso es lo que me ha ocurrido con los QR que hasta ahora no había usado.
Resulta que en el departamento de Lengua y Literatura me comentaban que estaban pensando en abandonar el tradicional concurso literario por falta de participación y motivación del alumnado. Y se me ocurrió ofrecer un toque nuevo, acercar la actividad a los alumnos que, en este centro en particular, tienen un absoluto fervor por el móvil. Y en eso estamos, preparando el concurso. Además, hemos tenido que “negociar” el uso de los dispositivos, ya que están prohibidos en el centro, pero ese es otro debate. Si todo esto sirve, si motiva o si es un fracaso, lo veremos el próximo mes. He de decir que, de momento y pese a las reticencias iniciales, la acogida del equipo directivo, de alumnos y profesores ha sido bastante buena.
Y aquí dejo las bases y las instrucciones que he preparado, por si a alguien le sirven y quiere hacer algo parecido.